Topillo mediterráneo (Microtus duodecimcostatus)

8-11 cm el cuerpo, sin cola. Pequeño mamífero roedor de la familia Cricetidae; se distribuye por el sureste de Francia y la Península Ibérica, con la excepción del tercio noroccidental peninsular; por lo cual es una especie muy ibérica.

El color de fondo es gris, dorso gris pardo y flancos con mayor presencia de ocre, laterales abdomen y vientre gris más puro, pelo corto y flexible; orejas apenas sobresalen del pelo, hocico redondeado con dos largos incisivos que crecen continuamente y que encajan en una especie de funda; patas y cola cortas, su cola corta lo distingue claramente del ratón de campo.

Vive bajo tierra, para ello construye una red de túneles, las entradas y salidas las tapa con un montoncito de tierra (topera) lo que delata su presencia en un entorno; las galerías están muy organizadas con espacios o cámaras para almacenar comida y otras como cámaras de cría.

Se alimentan de bulbos, tallos y raíces subterráneas; son activos por el día y la noche, por lo cual eligen zonas con cobertura de herbáceas para su mejor camuflaje.

Habitan en suelos sueltos y ligeros, en espacios abiertos con vegetación herbácea, linderos, etc. No tolera el encharcamiento y si precisa cierto grado de humedad en el suelo. Presentes desde el nivel del mar hasta la alta montaña.

Dependiendo de las condiciones del suelo puede criar casi todo el año, las hembras tienen unas 2-3 crías por camada y su gestación dura 24 días, son sexualmente activos a los 2-3 meses y viven unos 2 años.

Su reproducción no suele ser explosiva, sino suave y contínua y son la base de la alimentación de las rapaces nocturnas y mamíferos silvestres que cazan de noche.

Aportan oxigenación al suelo y facilitan la entrada del agua de lluvia; de otra parte si las poblaciones son abundantes, pueden dañar las raíces de las plantaciones.

Si es necesrio su control, se recomienda facilitar el acceso y fijación de depredadores naturales y no usar productos químicos, que afectan a la salud de todos los consumidores.

En mi parcela hay una población de estos topillos, a veces, expanden sus galerías hasta el césped, lo que incomoda por sus montoncitos de tierra a intervalos que van dejando, en estos casos descubro una entrada y les echo agua dentro, lo que hace que se marchen del césped y vuelvan a su territorio habitual.

Tiene el comportammiento de tapar rápidamnete la entrada a la topera, si la descubrimos retirando el montoncito de tierra que la cubre, para no alterar las condiciones climáticas de las galerías.

El ejemplar fotografiado es un macho que cayó en mi piscina, perdió la vida por no montarse al flotador que les dejo, pero al menos sirvíó para dejar su foto y la información que se adjunta.

Fotos de la Serranía de Ronda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close

Naturaleza Para Todos

Web dedicada a la biodiversidad de la Península Ibérica

Naturaleza Para Todos © Copyright 2021. Todos los derechos reservados.
Close
Al aceptar o seguir navegando, usted acepta la política de cookies.    Más información
Privacidad