Pinus pinea (Pino piñonero)

Hasta 30 metros o más. Gran árbol de hoja perenne de gran interés en la Península Ibérica. Es de origen mediterráneo y está presente sobretodo en el centro y sur de la Península Ibérica, también está presente por el sur de Europa a lo largo del mediterráneo. Vive desde el nivel del mar gasta los 1200 m de altitud.

Las mayores poblaciones que tenemos están en Andalucía con casi 200000 Hectáreas y castilla y León con 90000 hectáreas. Forman bosques con escaso sotobosque debajo por la acidificación que produce la hoja de pino caída, prefieren suelos silíceos y arenosos pero también crece en los calizos; son resistentes a la sequía estival y toleran las heladas; los primeros años crecen rápido para luego enlentecer su crecimiento.

El tronco está formado por placas grises y entre ellas las grietas dejan ver un color rojizo, un tronco principal se bifurca más arriba en varias ramas de igual grosor creando una copa redondeada y chata, con forma de paraguas, las hojas tienen forma de agujas por lo cual se llaman acículas, miden unos 20 cm y están agrupadas en ramilletes al final de cada ramilla; las flores masculinas se presentan en ramilletes de pequeñas piñas al final de las ramas y son de color amarillo de unos 15 mm de tamaño cada una, las flores femeninas o piñas verdaderas aparecen de forma aislada en el tallo joven de las ramas, son de color verde rojizo y una vez fecundadas tardarán unos 3 años en estar maduras y soltar los piñones, al final de este proceso medirán de 10-15 cm serán de forma ovaladas y en cada placa de la piña alojará dos piñones de 1 cm de longitud, estos piñones tiene una cáscara dura y dentro un fruto de apreciado sabor en la cocina y la repostería de la cocina mediterránea. España es el primer productor de piñones del mundo y se recolectan entre noviembre y enero, a España le siguen otros países mediterráneos en producción de piñones.

Los usos de este árbol son múltiples, de una parte la recolección de los piñones es tradición milenaria en el mediterráneo, tanto frutos secos como ingredientes para cocinar y repostería; la madera es ligera y flexible a la vez que dura, se ha usado para la construcción naval y construcción de casas para soportar los techos; la resina que produce el pino también se recolecta y se usa de múltiples formas; las ramas y troncos también se pueden quemar en una combustión incompleta para producir carbón (ej. boliches), durante muchos años una actividad importante en muchos pueblos de la Península Ibérica, y un producto muy usado para calentar las casas, hoy su uso es muy limitado , quizás su mayor utilidad sean las barbacoas; también se usa como madera para hacer pasta de papel.

Entre los problemas que puede generar están el ser huésped de la oruga procesionaria, oruga que hace su nido sedoso sobre las hojas de pino y se aloja dentro, esta oruga tiene un vello que es urticante para las mucosas de los mamíferos, de ahí que pueda ser desaconsejable su uso en los jardines donde haya personas y niños, por riesgo de urticaria y alergias.

Por todos estos motivos estamos ante un árbol de gran interés y no solo paisajístico.

Foto de la Serranía de Ronda. Verano 2015.

Flor femenina o pequeña piña, mayo 2017.

Flor masculina, abril 2016.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close

Naturaleza Para Todos

Web dedicada a la biodiversidad de la Península Ibérica

Naturaleza Para Todos © Copyright 2021. Todos los derechos reservados.
Close
Al aceptar o seguir navegando, usted acepta la política de cookies.    Más información
Privacidad