Larus michahellis (Gaviota patiamarilla)

55-67 cm de longitud y 130-158 cm de envergadura alar. Gaviota grande que se distribuye originariamente por las zonas meridionales paleárticas, especialmente en toda el área mediterránea, desde ahí se ha extendido recientemente a las islas atlánticas, costas atlánticas hasta el estrecho de “La Mancha”, también ha colonizado embalses y ríos en el interior; frecuente en las costas de toda la Península Ibérica, y también en orillas de embalses, ríos y grandes basureros de las ciudades. Hay reconocidas 4 subespecies, de las cuales 3 están en la Península Ibérica.

Cabeza, pecho y vientre de color blanco puro en el adulto, dorso y alas de color gris oscuro, patas amarillas, pico amarillo anaranjado, pico con punto rojo en el extremo de la mandíbula inferior, anillo ocular rojo, extremo de la cola negro con manchas blancas.

El descrito anteriormente es el plumaje del adulto, este plumaje se adquiere a los 4-5 años de edad, desde el primer año, llamados inmaduros, hasta los 3-4 años, llamados subadultos, tienen un plumaje distinto, que podemos resumir en tonos parduzcos oscuros que se van aclarando hasta llegar al plumaje adulto.

Es una gaviota fuerte y agresiva, tiene una alimentación muy variada, desde materia vegetal, peces y carroña de todo tipo en los basureros, también expolia nidos de otras aves, es muy adaptable, incluidos entornos humanos, entre sus fuentes de alimentos principales destacan los basureros y los descartes de pesca; normalmente es sedentaria en nuestro entorno.

El nido lo pueden ubicar en el suelo, protegido por algunas planta, en grietas y repisas de acantilados e islas, e incluso en balcones abandonados y terrazas de edificios, suele ser una pequeña depresión recubierta de algo de materia vegetal y algas, la puesta consta de 2-3 huevos, estos son incubados por la madre principalmente durante 25-30 días, y los pollos son alimentados por los adultos durante unos 45 días, los pollos suelen deambular en el entorno del nido, en cuanto tienen capacidad para andar y moverse. Suele criar en colonias.

Cuando no se alimenta permanece cayada y quieta, es capaz de desplazarse cientos de kilómetros en busca de alimento, su sonido es un “aua” profundo y repetido.

Esta gaviota, abundante, es considerada en muchos lugares, una molestia, al estilo de las ratas o las palomas en las ciudades, por lo cual se están adoptando medidas para alejarlas de entornos urbanos, ya que molestan con sus graznidos, excrementos, y su actitud agresiva hacia otras aves e incluso humanos (cuando está criando).

Fuente principal: SEO/Birdlife.

Fotos del Estrecho de Gibraltar.

Inmaduro de primer año, septiembre 2017.

Costa cantábrica, verano 2015.

Pollo nidífugo en un tejado, Asturias, verano 2015.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close

Naturaleza Para Todos

Web dedicada a la biodiversidad de la Península Ibérica

Naturaleza Para Todos © Copyright 2021. Todos los derechos reservados.
Close
Al aceptar o seguir navegando, usted acepta la política de cookies.    Más información
Privacidad