Rosmarinus officinalis (Romero)

1´5-2 m. Arbusto de la familia Lamiaceae que se distribuye por toda el área mediterránea, de ahí se ha extendido a otras zonas con clima similar; en la Península Ibérica es muy común en toda la zona mediterránea, tanto creciendo de forma natural como sotobosque en pinares y bosque mediterráneo, como de forma aislada en linderos, riberas de arroyos y zonas degradadas, desde el nivel del mar hasta los 1500 msnm; también es muy cultivada en jardines y parques por su adaptabilidad, fronda, floración, aroma, bajas necesidades hídricas y su floración.

Este arbusto tiene un tronco leñoso, rojizo y resquebrajado en los arbustos viejos, y de color más claro en las ramillas, las hojas son verdes y perennes, alargadas, pequeñas, opuestas simples, enteras, con el borde curvada hacia abajo, haz verde oscuro y envés de color claro y pilosos.

Las flores salen en las axilas de las hojas, una floración en primavera y otra en otoño, flores pequeñas de unos 5 mm de largo, corola bilabiada de una sola pieza, el color es azul violeta pálido, rosa o blanco, cáliz verde o algo rojizo de forma bilabiada y acampanada, dos estambres curvos. Es una flor muy aromática y melífera.

El fruto es una núcula de 2-3×1-2 mm, esta semilla es de color castaño y tiene una mancha blanca en zona de inserción, aplanada y ovoide; la semilla se queda en el fondo de la corola, una vez seca.

Se reproduce por semillas y por esquejes, esta segunda es la más fácil y rápida; hay unas 100 variedades, la variedad “officinalis” o erecta es la más común en la Península, la variedad “prostratus” o rastrerra se usa mucho en jardines y parques.

Esta planta requiere un suelo drenado, soleado y seco, adaptable al tipo de suelo lo que incluye los degradados y erosionados, requiere poco agua y es muy aromática; por todo ello es ideal para toda la zona mediterránea.

Desde el punto de vista ecológico es ideal para atraer insectos al jardín, especialmente himenópteros (Abejas y similiares), y un estupendo refugio para aves e insectos, suelen criar en sus ramillas las currucas y los Pardillos, y en invierno es lugar habitual para mirlos y zorzales.

Desde antiguo ha tenido muchas aplicaciones en la medicina tradicional, para el asma ( en vapores), para la piel (Alopecia y tratamiento de úlceras), como antiinflamatorio, etc., actualmente estos usos están a la baja frente a la medicina científica y quizás uno de los que aún tienen mayor uso es el aceite de romero, que se extrae de sus hojas, y se utiliza sobre la piel con distintos fines.

Los usos de esta planta en la Cocina se remontan a la antigüedad, sus hojas, verdes o secas, son condimento obligado en nuestra gastronomía, bien acompañando carnes, pescados o verduras.

Por todo lo anterior concluimos que esta planta, junto al olivo, son dos de los mayores representantes de nuestra cultura y nuestras raíces, en el más amplio sentido de la palabra, ligado a nuestros olores, nuestros sabores y a nuestro paisaje.

Fotos de la Serranía de Ronda.

Ramilla llena de capullos, febrero 2017.

Flor, febrero 2017.

Brotes nuevos, abril 2017.

Semillas, mayo 2017.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close

Naturaleza Para Todos

Web dedicada a la biodiversidad de la Península Ibérica

Naturaleza Para Todos © Copyright 2021. Todos los derechos reservados.
Close
Al aceptar o seguir navegando, usted acepta la política de cookies.    Más información
Privacidad