Sorbus aucuparia (Serbal de los cazadores)

10-15 m. Árbol de la familia Rosaceae; se distribuye por toda Europa y Asia occidental, también por el noreste de África; en la Península Ibérica se encuentran en el tercio norte, especialmente en los sistemas montañosos.

Es un árbol de corteza negruzca y resquebrajada longitudinalmente cuando viejo y gris cuando joven; su copa es redondeado o aovada.

Las hojas son de color verde oscuro por el haz y verde azulado por el envés, raquis con tonos rojizos, caducas, alternas, oblongas, imparipinnadas con 9-15 foliolos de 2’5-6 cm cada uno, borde aserrado en sus dos tercios distales y forma final de la hoja terminada en pico suave, no agudo como el serbal doméstico.

Las flores son pequeñas y blancas, hermafroditas, aparecen al final de la primavera en grandes inflorescencias formando corimbos terminales, tienen 5 pétalos y numerosos estambres, de 8-15 cm de diámetro cada corimbo.

El fruto es un pequeño pomo de 4-8 mm, globoso, de color rojo o anaranjado brillante, maduran en el otoño y permanecen en el árbol hasta avanzado el invierno, es un fruto carnoso y jugoso.

Se reproduce bien por semillas, que esparcen los pájaros, o por rebrotes.

Requiere suelos drenados, con humedad constante, tolera muy bien el frío.

Suele aparecer en bordes de caminos, linderos o  en claros de bosques acompañando a pinos, hayas o robles, en la montaña hasta los 2000 msnm.

Su madera es dura y elástica, por lo cual se usa en tornería.

Con sus frutos se pueden hacer mermeladas, en crudo son ácidos y ásperos.

Es un árbol apropiado para fijar taludes, ya que sus raíces son penetrantes y estabilizan el terreno.

Tiene un uso ornamental, tanto por su floración blanca como por sus frutos rojos.

Desde el punto de vista ecológico, es un árbol que con sus frutos atrae a los pájaros en otoño e invierno, hecho que antiguamente usaban los cazadores para atraparlos, de ahí su nombre “de los cazadores”, de otra parte, es un árbol que sirve de planta nutricia a las orugas de distintos lepidópteros, posibilitando su desarrollo.

Por todo lo dicho, estamos ante un árbol importante por su papel en los ecosistemas y en nuestras vidas, por lo menos hasta hace poco.

Fotos de mi jardín en Serranía de Ronda.

Flores, abril 2017.

Derecha: Serbal de los cazadores.

Izquierda: serbal común.

Serba o fruto del serbal de los cazadores, septiembre 2017.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close

Naturaleza Para Todos

Web dedicada a la biodiversidad de la Península Ibérica

Naturaleza Para Todos © Copyright 2021. Todos los derechos reservados.
Close
Al aceptar o seguir navegando, usted acepta la política de cookies.    Más información
Privacidad