Pluvialis squatarola (Chorlito gris)

26-29 cm. Ave limícola que nos visita en paso migratorio y algunos miles de ejemplares pasan el invierno en nuestras costas y humedales. Se distribuye por toda la zona ártica en período reproductor, luego migra al sur, a veces en larga distancia, ocupando las zonas cálidas húmedas de zonas tropicales e incluso del hemisferio sur.

Ave de tamaño medio y tonos pardo grisáceos por arriba en invierno, tiene las patas negras y un fuerte pico negro, las partes inferiores son de color blanco; en vuelo destaca una mancha negra en la axila y una franja alar blanca; este es el plumaje con el que normalmente lo vemos en nuestras latitudes. En época nupcial se transforma en un ave más llamativa, el dorso adquiere un tono de moteado negro, blanco y gris, el pecho se vuelve de color negro y llega hasta las patas, la zona lateral entre el plumaje superior e inferior se delimita con una franja de color blanco más o menos extensa en su recorrido.

En su área de reproducción es activo, defensor de su territorio y ruidoso, emitiendo silvidos; en invierno es más discreto y suele emitir un “pliui” rápido y aflautado.

Se alimenta de invertebrados en las zonas de lodos y fangos que deja la bajamar, en esteros, costas y zonas inundadas; en su área de reproducción se alimenta más de insectos, babosas, lombrices, caracoles y arañas, acompañndo a los pollos.

En mayo y junio los efectivos se desplazan a la tundra ártica, crían de forma dispersa, a veces cerca de humedales y costas, otras en lugares más apartados de hierba corta, el nido es una pequeña depresión excavada por el macho y recubierta por la hembra, normalmente coloca piedrecillas y materia vegetal del entorno, la puesta consta de 3-4 huevos, la incuban ambos progenitores durante unos 26-27 días, los pollos son nidífugos y abandonan el nido poco después de nacer, comienzan a alimentarse en compañía de sus padres, a veces es frecuente que algún adulto abandone a los pollos y pasadas un par de semanas se pueden quedar solos, volando a los 30-40 días.

Los chorlitos grises suelen arribar a nuestras costas en agosto y septiembre, es un migrador que se desplaza a gran altura, a veces en migración, se posa para descansar en praderas abiertas o zonas laboreadas abiertas; en la Península Ibérica hiberna en zonas costeras abiertas y humedales de toda la fachada atlántica, con especial presencia en las gallegas y andaluzas, también en el Delta del Ebro.

Fotos de la Bahía de Cádiz.

Diciembre 2017, Bahía de Cádiz.

Diciembre 2017, Bahía de Cádiz.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close

Naturaleza Para Todos

Web dedicada a la biodiversidad de la Península Ibérica

Naturaleza Para Todos © Copyright 2021. Todos los derechos reservados.
Close
Al aceptar o seguir navegando, usted acepta la política de cookies.    Más información
Privacidad